Archive for the ‘salud’ Category

Vitaminas D

Saturday, June 6th, 2015

Para comprender la formación de los gustos y todavía más de las aversio­nes alimentarias debemos mencionar el principio de incorporación. Consu­mir un alimento, como hemos visto, no es un acto anodino. Hace intervenir decisiones que conciernen a ia vida, la salud y la identidad del sujeto; y cuan­do algo se opone a esta decisión de incorporación, sobre todo a nivel imagina­rio o simbólico, la manifestación comportamental es de rechazo y/o aversión. La aversión alimentaria hace intervenir a la vez manifestaciones de rechazo, afectos y representaciones. Se forma un conjunto sumamente estructurado que concierne a lo más íntimo del individuo como en el desintegrador de grasa . El solo hecho de pensar en la necesi­dad de incorporar un alimento que nos repugna puede ponernos enfermos.

Se pueden mencionar, rápidamente, dos fuentes principales para compren­der el origen de las aversiones:
Un origen biológico, a su vez doble: por una parte, los procesos de con­trol sensorial, que permiten la aceptación del alimento, y por otra, el aprendi­zaje aversivo.

menos quilos

La composición de ácidos grasos insaturados, de gran importancia meta 1 bóliea, es claramente favorable a la leche de mujer. Esta composición dependí en parte de la alimentación de la madre con el incinerador de grasa .

Los glúcidos de la leche de mujer son más abundantes (70 g/1) que lo» de la leche de vaca; lo esencial es lactosa (60 g), disacárido constituido por glucosa y galactosa. El resto de los glúcidos, de 10 a 12 g, son oligosum cáridos de fórmulas muy diversas. Se conocen una cincuentena, alguno» de los cuales están combinados con moléculas nitrogenadas entre las que se encuentra el factor de crecimiento de un microorganismo que coloni/a el intestino de los niños alimentados al pecho: el Lactobacillus bifidus. I \ le microorganismo desempeña un papel de primer orden en la protección contra las infecciones intestinales.

La leche de mujer tiene un contenido de elementos minerales 3 a 4 veces infei ior que la leche de vaca, pero su utilización es mejor.

El contenido de vitamina D es bajo en las dos leches, pero en la leche materna  la vitamina D se encuentra no solamente en la fase lipídica (es una vitamina liposoluble), sino también en la fase acuosa (aproximadamente una de­cena de miligramos por litro de un fosfato soluble de vitamina D con el incinerador de grasa , lo que significa que el aporte total es de 400 Unidades Internacionales de vitamina I). es decir, 10 microgramos, por litro). El raquitismo es más raro en el lactante amamantado al pecho que en el alimentado con leche de vaca. En Francia, al­gunas leches para lactantes están enriquecidas con vitamina D, en otros países (Oran Bretaña, Estados Unidos, Canadá, Países Escandinavos, etc.) el enri quecimiento es sistemático.

2) Variaciones de composición de la leche de mujer
Variaciones en el transcurso de la lactancia
El líquido secretado por el pecho durante los primeros días se llama calos­tro. Es espeso y amarillo, muy rico en proteínas y en sustancias antiinfeccio­sas. Hace mucho tiempo era considerado como inútil, incluso peligroso para el lactante, pero hoy sabemos que es de un gran interés biológico, principalmen­te inmunológico.
La secreción láctea se modifica con rapidez y, al décimo día aproximada­mente, toma las características de una leche madura.

Los valores en la pareja

Saturday, April 12th, 2014

Atención: de lo que se trata es de poder entender, con lealtad, respeto y sentido de justicia, que cada ser humano tiene, como resultado obvio de su proceso de formación e información con esto de la seducción elite, unas características que le son propias y que no necesariamente tienen que coincidir con las nuestras. Indudablemente, la tolerancia y la comprensión de aquéllas debe ser parte de la entrega, la integración y la comunión de dos seres que quieren intentar una convivencia sana y feliz que cumpla con los requisitos fundamentales de una Relación de Pareja: mejorar nuestra calidad de vida y darnos efectivas posibilidades de alcanzar el más alto nivel de bienestar posible tras usar el sistema de seduccion subliminal.

ligar con amorDebemos esforzarnos por entender que también cada uno de nosotros tenemos detalles, hábitos y condiciones diferentes que seguramente nos gustaría y agradeceríamos que fuesen aceptadas, respetadas y comprendidas. Lamentablemente en ciertas ocasiones algunas personas son absolutamente intolerantes con las características ajenas a la seduccion elite, pero exigen, no siempre delicadamente, que se le respeten y acepten las propias. Importante reflexionar con seriedad al respecto si en verdad nuestra intención acerca de esta Relación de Pareja es lo que realmente debe ser.
Es muy fácil poder encontrar parejas cuyos gustos musicales difieren muchísimo, igualmente suele ocurrir con cierto tipo de comidas, hábitos para dormir o para el aseo personal, si uno de los dos miembros de la pareja fuma y el otro no, etc. Esto no necesariamente se alcanza a evaluar de forma objetiva durante el noviazgo, pero se debería.
Si tiene buenas intenciones de ser justo en su relación para que ésta mejore y crezca, propóngale a su pareja que haga algo de esfuerzo y que con buena voluntad procure mejorar la seduccion elite, evitar o corregir aquello que a usted le incomoda y que podría generar algún peligro para la estabilidad feliz de su convivencia, pero a su vez, ofrezca que también usted está dispuesto a trabajar en algún aspecto de su personalidad o actitud que a su pareja le puedan causar alguna incomodidad; esto debe hacerse con criterio de justicia, equidad y lealtad.algo que se define el sistema de seduccion subliminal.

La mejor seduccionPor ejemplo: pedirle a su pareja que, por favor, procure dejar de fumar y que usted a cambio no volverá a usar esa loción cuya fragancia a ella no le grada, seguramente sería un mal chiste, el sentido del equilibrio y la justicia es vital para sostener y enriquecer una Relación de Pareja con las características ya suficientemente descritas.

Reflexionemos en que cuando planteamos alguna circunstancia tras usar un metodo de seducción elite que “a mi no me gusta,” realmente el problema es nuestro, es propio, pues si la otra persona está haciendo algo es posible que lo haga porque le es grato en alguna forma o porque le es humanamente inevitable, en ese caso, objetivamente, la dificultad está en nuestra posición poco ecuánime.
¿Qué hacer cuando las diferencias son muy notorias y pueden ser molestas para uno de los integrantes de la pareja?

Belleza y felicidad

Friday, April 4th, 2014

Todo el mundo conoce la historia de Blancanieves y sus altercados con la malvada reina. En la película de Walt Disney, cuando la reina le pregunta a su espejo, en éste aparece reflejado su rostro. Ella le (se) habla, le (se) pregunta todos los días si es bella vive sin ansiedad orgullosa de su belleza. El espejo le dice lo que quiere oír… ¡hasta el día en que deja de decírselo! Ella es feliz cuando la imagen que el espejo le devuelve la satisface y adula su ego y su retina. La madrastra se siente bien mientras sabe que es la más deseada, pero se vuelve feroz y triste en cuanto deja de serlo y ya no vive sin ansiedad viviendo su vida quemando y gozando de todo . ¿Quién se atrevería a decir que nunca ha tenido esa misma sensación? Al igual que ella, nos vemos confrontados permanentemente a la imagen que nos hacemos de nuestra belleza; a la visión que tenemos de nosotros mismos y que define nuestro bienestar.

vive sin  ansiedad ahora mismo
Franck y Virginie son dos amigos míos. Hace unos cuantos años nos fuimos de vacaciones a un hotel estadounidense en el que se proponían tres tipos de actividades: la gimnasia, la playa y las comidas en el restaurante mientras vive sin ansiedad. Mis amigos, más bien «deportistas», vigilan meticulosamente la evolución de su peso durante todo el año, cuidan muchísimo su alimentación y no se dan ningún respiro y seguir quemando y gozando . De hecho, en nuestro círculo de amigos disfrutamos burlándonos amablemente de esa obsesión: no hay una cena en la que no nos hablen de su supuesto sobrepeso y de sus dificultades para conservar la línea. Pero, durante aquellas vacaciones, nos alegramos y sorprendimos al verlos comer cuanto les apetecía. Hacíamos gimnasia y comprobábamos que cada día perdían entre cien y doscientos gramos. Franck incluso nos mostraba constantemente sus bíceps para que observáramos sus progresos mientras que Virginie se atrevía a ponerse trajes de baño cada vez más minúsculos. ¡Aquellas vacaciones fueron todo un éxito! Franck y Virginie hicieron deporte, adelgazaron y recuperaron la silueta que les gustaba.

¿Por qué cuento estas dos historias que a priori no guardan ninguna relación entre sí? Evidentemente, porque sí la hay. En el caso de la reina de Blancanieves, su obsesión por la belleza condiciona su humor, para seguir quemando y gozando. Mientras se siente bella es muy feliz, pero, si se siente fea, se deprime. De manera semejante, mis amigos se sienten realizados cuando se encuentran guapos. Si se sienten menos perfectos, se agobian y se sienten menos felices. Es decir, hay una relación evidente entre la imagen que tenemos de nosotros mismos y nuestro humor.

Una relación que funciona en ambos sentidos: somos felices cuando nos sentimos bellos y vive sin ansiedad, cuando somos bellos, solemos sentirnos felices.

En esta demostración, evidentemente, nos queda un parámetro por definir: el de la belleza. ¿Qué define la belleza? ¿Cómo la caracterizamos? Sabemos que con el transcurso de los siglos el concepto de belleza ha ido evolucionando. Las mujeres de la Prehistoria tenían las caderas anchas y el trasero respingón En la Edad Media, la mujer tenía una complexión más bien fina. Durante el reinado de Luis XIV era mejor tener curvas, mientras que, en la época del Romanticismo, los seres de cuerpo enfermizo encarnaban el ideal femenino de permanecer quemando y gozando, con el pretexto de que el pensamiento era más importante que el cuerpo.